LALO - K

DOCTORA LALO-K

Dora Bibiana Hernandez Guerrero
Había una vez una pareja muy dispareja. Era tan dispareja que un día sus miradas se encontraron y tan sólo eso bastó para que sus corazones se conectaran. Estallaron chispitas de colores, muchas, tantas que llenaron el espacio de color y de vida  como cuando bajan las estrellas al mar, así nació Lalo de apellido K,  Creció hasta los 13 años pero su corazón creció aún más. Sus músculos están llenos de energía y su alma de felicidad y color. Juega mucho con su cabello a veces lo pinta de colores y le agrega pequeñas pintas de flores y a veces, soló algunas tantas veces, confunde su cabello con copos de algodón 
un día cualquiera mientras revisaba un gran cuarto de juguetes conoció a una amiga, otra niña
muy juguetona que empezó a inventar y crear con su pelo, después con sus brazos y hasta con sus piernas. Hasta que llegó a su nombre LA LO… Armó canciones hasta que las letras se dibujaron en el espacio, de tanto molestar nació la letra K, ésta se armó de los bastones que forman LA y LO. Y  Ellas, las dos, al descubrir su invento se rieron
tantas, tantas y tantas veces más que llenaron de magia y luz el salón.
Y entonces, cada tanto, LA LO K sale a pasear y visitar los niños que se encuentran en el hospital!